Desmintiendo los mitos del cannabis

Desmintiendo los mitos del cannabis

Desmintiendo los mitos del cannabis, es una planta de alto potencial con mucho valor medicinal. Sin embargo, el valor de la planta ha sido alterado por su escepticismo. En los últimos años, ha aumentado el apoyo a la legalización de esta. El giro masivo en la industria del cannabis significa que este finalmente será reconocido por sus propiedades curativas y no por su mala fama.

A medida que disminuye el estigma en torno de la planta, su popularidad ha alcanzado un pico nunca antes visto. Esto se debe principalmente a que la gente se ha dado cuenta de que todo lo que se decía sobre los aspectos negativos del cannabis eran falsos. La legalización de la planta en todo el mundo significa que es fundamental conocer los mitos que la rodean. Desde hacer que te conviertas en un asesino hasta ser una droga de entrada, aquí refutamos los mitos que rodean al cannabis.

El cannabis es una droga de entrada


Este es uno de los mitos más populares que rodean a esta planta. Según la mayoría de las personas, el cannabis es solo el primer paso antes de pasar a otras sustancias más fuertes y peligrosas como el crack. Sin embargo, esto es falso. Si la consumes, estarás bien con la satisfacción que le brinda y no buscarás sustancias más duras.

La marihuana reduce la capacidad de tener relaciones sexuales


Varios informes de críticos de la marihuana afirman que consumir marihuana te hará perder el deseo de tener relaciones sexuales. También se tiene idea que los jóvenes que consumen cannabis tienen una alta probabilidad de permanecer solteros. Sin embargo, esto es falso. Según una encuesta realizada por médicos, se demostró que a las personas que consumen cannabis les suelen gustar mucho las chicas. Los estudios también mostraron que el cannabis reducía la ansiedad, lo que facilitaba la comunicación y la socialización, así que no te preocupes en ese aspecto.

Las Marihuana es Muy Adictiva


La necesidad de consumir marihuana todos los días no es una adicción, es simplemente amor por la planta. Las personas que consumen cannabis todos los días pueden decidir dejar de hacerlo en cualquier momento y esto no se considera una adicción. La marihuana no es como otras drogas más fuertes que hacen que la gente venda sus propiedades solo para comprarla. Esta se puede dominar fácilmente y, por lo tanto, no es adictiva.

Poner Fin a la Marihuana es Fácil


Dejar el cannabis puede ser una tarea difícil para los fumadores a largo plazo. Esto se debe a que pueden beneficiarse de las propiedades curativas de la planta y así acabar con la marihuana puede provocar que surjan varios síntomas.

Te Convierte en un Asesino

Este fue el mito que desembocó en la guerra contra las drogas. Mucha gente cree que las personas que roban, matan y cometen otros actos delictivos como o ya sea gente como gangsters consumen la planta antes de actuar como tales. El cannabis no puede convertirse en un asesino o un violador a menos que sea lo que deseas. La verdad sobre la planta de cannabis es que funciona según tu forma de pensar. Si deseas robar, entonces el cannabis te convertirá en un ladrón, pero si deseas hacer el bien, el cannabis te convertirá en un buen ciudadano, en pocas palabras tú decides qué uso darle y con qué fin.

La Marihuana es Segura

Aunque la planta se considera una alternativa perfecta a los opioides, no significa que la planta sea segura. El consumo de cannabis en forma de humo es perjudicial para la salud. Sin embargo, usar otros métodos como tinturas y comestibles lo hace seguro para su salud.


Ahora sabemos que algunos de los mitos populares que rodean al a esta planta son falsos. Entonces, es hora de que cambiemos nuestra mentalidad hacia el cannabis para que las personas de todo el mundo puedan beneficiarse de su amplia gama de beneficios.